El Partido Popular de Salamanca ha terminado hoy su campaña electoral con un desayuno informativo en el que el presidente autonómico, Alfonso Fernández Mañueco ha realizado una llamada a la movilización para que aquellos que han confiado en el PP en alguna ocasión depositen su voto en este partido. Una movilización en torno a un cambio que hoy sólo representa el Partido Popular.

Alfonso Fernández Mañueco se reafirmó en la idea de que el próximo domingo sólo hay dos opciones “concentrar el voto en la única alternativa de cambio que representa Pablo Casado y el Partido Popular” para que “gane España y los españoles” o votar a Pedro Sánchez y que pierda España. En este sentido afirmó que “no hay nada más patriótico que echar a Sánchez de la Moncloa”.

Este es el modo en el que para el presidente de los populares se terminaría con la falta de empleo, el enfrentamiento social y territorial.

Esta idea fue también compartida por el presidente de los populares salmantinos, Javier Iglesias, quien añadió que Pedro Sánchez está “noqueado” ya que ninguna de los supuestos por los que convocó elecciones le saldrá y, a su juicio, es muy posible que tenga menos apoyos y menos diputados.

Javier Iglesias afirmó que Sánchez es un peligro para la estabilidad y el futuro de España que se enfrenta a dos desafíos, la crisis económica y la situación en Cataluña.

Durante el desayuno los presidentes autonómico y provincial estuvieron acompañados de los candidatos al Congreso, José Antonio Bermúdez de Castro, María Jesús Moro y Pedro Samuel Martín, y los candidatos al Senado, Bienvenido de Arriba, Gonzalo Robles y Esther del Brio.